Igual que el presente tiene su tiempo verbal continuo, por ejemplo I’m working (Estoy trabajando), el futuro también tiene el suyo. Su construcción es will be + verbo acabado en “-ing”, lo que en español equivale a estaré/estarás/estará, etc., + haciendo. Por ejemplo:

 

Estaré trabajando cuando tú estés en el avión.

I’ll be working when you’re on the plane.

 

 

 

 

Dicho de otro modo, usamos el future continuous cuando hablamos de acciones en el futuro que durarán un cierto periodo de tiempo. Sin embargo, muchas veces lo usamos simplemente como una alternativa al futuro con will para que suene más formal, por ejemplo:

 

Trabajarás con Susan.

You’ll be working with Susan. /

You’ll work with Susan.

 

 

Y si ahora mismo te atascas con eso de will y won't... no worries! En este vídeo lo repasamos en 2 minutitos: